Torre Médica VP. Boulevard Belisario Dominguez #2116, Plaza Vía Park. Col. Las Arboledas, Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. Consultorio 303. (3er piso)

Hospital HOSCEM. Periférico Sur #6. Barrio El Santuario. San Cristobal de las Casas
Consultorio 1203. 3er piso.Centro Médico Ángeles.

APENDICITIS

bahsubduh

Signos y síntomas

Los signos y síntomas de la apendicitis pueden comprender:

 

  • Dolor repentino que comienza en el lado derecho de la parte inferior del abdomen
  • Dolor repentino que comienza alrededor del ombligo y, a menudo, se desplaza hacia la parte inferior derecha del abdomen
  • Dolor que empeora cuando toses, caminas o realizas otros movimientos bruscos
  • Náuseas y vómitos
  • Pérdida de apetito
  • Fiebre ligera que puede empeorar a medida que la enfermedad avanza
  • Estreñimiento o diarrea
  • Hinchazón abdominal
  • Flatulencia
  • El lugar donde sientes dolor puede variar, dependiendo de tu edad y la posición del apéndice. Durante el embarazo, el dolor parecería provenir de la parte superior del abdomen porque el apéndice se encuentra más alto durante el embarazo.
Causas

La apendicitis puede tener más de una causa. En muchos casos, la causa no está clara. Las posibles causas incluyen:

 

  • heces endurecidas o crecimientos que pueden bloquear la abertura dentro del apéndice
  • tejido agrandado en la pared del apéndice, causado por una infección en el aparato digestivo o en otra parte del cuerpo
  • enfermedad intestinal inflamatoria
Complicaciones

La apendicitis puede causar complicaciones graves, por ejemplo:

 

  • La perforación del apéndice. Esto puede causar que la infección se esparza por el abdomen (peritonitis). Esta enfermedad puede poner en riesgo la vida y es necesario hacer una cirugía de inmediato para extraer el apéndice y limpiar la cavidad abdominal.
  • Una acumulación de pus que se forma en el abdomen. Si el apéndice se revienta, es posible que se cree una acumulación de infección (absceso). En la mayoría de los casos, el cirujano drena el absceso introduciendo un tubo a través de la pared abdominal hasta el absceso. El tubo se deja colocado durante aproximadamente dos semanas y el paciente recibe antibióticos para combatir la infección.

Es la afección causada por la infección e inflamación del apéndice, generalmente causada por una obstrucción en el interior. El apéndice es un pequeño saco en forma de tubo que se alarga desde el colón en la porción inferior derecha del abdomen. Debido a la apendicitis se puede presentar dolor abdominal, ya sea en el abdomen bajo o bien alrededor del ombligo. Cualquier persona puede sufrir de apendicitis, pero es más frecuente entre los 10 y 30 años. El principal tratamiento es la intervención quirúrgica para extirpar el apéndice inflamado.

Signos y síntomas

Los signos y síntomas de la apendicitis pueden comprender:

 

  • Dolor repentino que comienza en el lado derecho de la parte inferior del abdomen
  • Dolor repentino que comienza alrededor del ombligo y, a menudo, se desplaza hacia la parte inferior derecha del abdomen
  • Dolor que empeora cuando toses, caminas o realizas otros movimientos bruscos
  • Náuseas y vómitos
  • Pérdida de apetito
  • Fiebre ligera que puede empeorar a medida que la enfermedad avanza
  • Estreñimiento o diarrea
  • Hinchazón abdominal
  • Flatulencia
  • El lugar donde sientes dolor puede variar, dependiendo de tu edad y la posición del apéndice. Durante el embarazo, el dolor parecería provenir de la parte superior del abdomen porque el apéndice se encuentra más alto durante el embarazo.
Causas

La apendicitis puede tener más de una causa. En muchos casos, la causa no está clara. Las posibles causas incluyen:

 

  • heces endurecidas o crecimientos que pueden bloquear la abertura dentro del apéndice
  • tejido agrandado en la pared del apéndice, causado por una infección en el aparato digestivo o en otra parte del cuerpo
  • enfermedad intestinal inflamatoria
Complicaciones

La apendicitis puede causar complicaciones graves, por ejemplo:

 

  • La perforación del apéndice. Esto puede causar que la infección se esparza por el abdomen (peritonitis). Esta enfermedad puede poner en riesgo la vida y es necesario hacer una cirugía de inmediato para extraer el apéndice y limpiar la cavidad abdominal.
  • Una acumulación de pus que se forma en el abdomen. Si el apéndice se revienta, es posible que se cree una acumulación de infección (absceso). En la mayoría de los casos, el cirujano drena el absceso introduciendo un tubo a través de la pared abdominal hasta el absceso. El tubo se deja colocado durante aproximadamente dos semanas y el paciente recibe antibióticos para combatir la infección.

Brindamos atención de urgencias las 24 horas,
contáctanos ante sospechas de apendicitis.